Comer de noche: ¿Es tan malo como dicen?

Todas queremos llegar a nuestro peso ideal y libramos una batalla constante en contra de nuestro apetito, sin embargo, a pesar de almorzar de una manera saludable, aún no perdemos esos kilitos de más.

Al igual que a mí, probablemente lo que te hace falta es dejar ese hábito de comer en la noches ¿Quieres saber cómo? Presta atención.

Comer de noche: Mitos y verdades

Lo hemos escuchado desde niñas: nuestras madres, dicen que comer por las noches está mal, que tu estomago no digiere bien los alimentos y que puede causarte una indigestión, pero ¿Qué tan cierto es esto? ¿Es solo una de esos consejos tradicionales pasados de generación en generación sin ningún sustento médico?

Comer de noche no es lo más óptimo, pero a veces es irresistible

Según muchos nutricionistas, las calorías causan el mismo efecto en nuestro cuerpo, ya sea estando despiertas o dormidas, ya que durante el sueño nuestro cuerpo no deja de funcionar.

La diferencia de comer por la noche y comer en el día, es que tienes menos posibilidades de quemar las calorías, si comes después de las 7 pm. Estando en reposo, luego de comer, el cuerpo no está trabajando, en consecuencia, lo que hará, será almacenar todo lo que comiste como contenido adiposo. La temida celulitis, el sobrepeso y los rollitos serán entonces, la consecuencia.

¿Cómo controlar el hambre por las noches?

En verdad, y te lo digo por experiencia, dejar de comer por las noches es muy difícil. Yo, por ejemplo, tengo una rutina muy recargada: estudio en la universidad y luego, llego a la redacción de Mujer Activa para escribir mis notas. Es algo que me encanta pero, al llegar a casa, luego de tanto trajinar, se me despierta el apetito. Y seguro también a ti te ha pasado.

La ansiedad te puede llevar a comer en las noches sin tener hambre

Y te entiendo, todas las reglas para bajar de peso te las sabes de memoria, pero como dicen “del dicho al hecho hay mucho trecho”. Sin embargo, a pesar de que es difícil, no es imposible, permíteme dejarte algunos tips que pueden ayudarte y que a mí me han servido muchísimo.

  • ¿Comer solamente tres veces al día?: Ese es ahora un concepto antiguo, los estudios señalan que cada cuatro horas el cuerpo exige alimentos. Por eso lo recomendable es alternar dos meriendas entre las comidas, de esta manera no llegas con un hambre voraz a la noche. Por ejemplo, aquí en la oficina, como un snack entre cada comida (una fruta o unas galletas o barritas de cereal o granola) para distribuir bien mis comidas y no llegar a casa con hambre en la noche.
  • ¿Hambre o ansiedad?: Pregúntate si realmente es hambre lo que tienes, a veces comemos para llenar otros vacíos, si sientes que este tu caso, trata de hacer cosas que te mantengan distraída.
  • “No tengo hambre pero quiero comer”: Esta es la frase que me caracteriza, me pasa con frecuencia, no tengo hambre pero si la gente alrededor mío está comiendo, por provocación termino haciéndolo. Te sugiero que tengas bien en claro tus objetivos y solo así podrás vencer las tentaciones.
  • Y si tengo hambre ¿qué puedo comer?: Si has tenido un día muy ocupado y no llegaste a comer a tus horas; luego, llegas por la noche con mucha hambre, no te recomiendo comidas altas en grasas, más bien prueba con alguna sopa o una ensalada de frutas o un mixto de pan integral. ¡Tienes muchas opciones!

Alimentos que NO debo consumir de noche

No es recomendable comer en la noche alimentos altos en grasas

Evita comer alimentos que contengan mucha fibra como las legumbres, el repollo y los rábanos ya que los especialistas indican que aceleran la digestión y pueden producir incomodidad durante la noche.

Aunque son deliciosos estos alimentos altos en azúcares y grasas no son nutritivos ¡Piensa en tu salud!

Además evita los helados o productos lácteos de noche, pues pueden producir gases o dolores abdominales. Muchos médicos indican que el consumo de leche en adultos debe ser limitado y no como cuando éramos niños.

Otros alimentos que no están recomendados para la noche, son el café o energizantes (por obvias razones), las frituras y golosinas. ¡No te dejarán dormir!

Últimas indicaciones para una alimentación saludable

No es necesario matarte de hambre para bajar de peso, lo más importante es saber combinar los alimentos.

Siempre opta por lo más sano para una alimentación más saludable

Recuerda que siempre que quieras iniciar una dieta consultes siempre con un nutricionista para que te dé el visto bueno.

Las comidas que puedes elegir para comer por la noche si no soportas el hambre son las sopas o consomés de carne o pollo sancochado (1/8) sin piel o grasas, con un poco de fideo cabello de ángel (mi favorita). Nada de sopas instantáneas. También puedes prepararte ensaladas frescas o hervidas con media lonja de pescado o pollo a la plancha. Las frutas nunca están de más, un yogurt descremado y cereal. Luego de comer de noche alguno de estos alimentos, camina, date una vuelta a la manzana o muévete, no te vayas directo al sillón o a la cama.

El ejercicio y la comida sana siempre te llevan por un buen camino hacia el objetivo principal, tu peso ideal. No lo hagas solo por la imagen si no también por salud. ¡Suerte!

Imágenes: VeoverdemientrenadorpersonalencantabriadionclubEstampas, literalmommakeitrealmakeitraw  myprojectisme

Etiquetas : , , , , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Suiry Sobrino

Me encanta sonreír, mi nombre me estresa pero es perfecto para mi, me gusta pensar que canto bien y pienso que lo mejor hago es escribir.