Cómo perder calorías rápido, ¡anota estos tips!

¿Quién no desea perder calorías de forma rápida, efectiva y con el menor esfuerzo? Claro, podríamos usar ese vestido que está en el fondo de nuestro cajón o ese jean que se ha quedado olvidado (y casi nuevo) porque simplemente ya no nos sube el cierre relámpago.

Seguramente has probado varias dietas, pero al cabo de un par de días, las abandonas, ya que realmente son una tortura. En realidad, cualquier nutricionista te dirá que de lo que se trata es de encontrar un estilo de vida saludable. Es decir, cambiar ciertas conductas, como dejar las bebidas gaseosas o sodas, o aprender a incluir ensaladas en tus almuerzos y cenas.

Pensando en todo ello, te doy algunos buenos tips para perder calorías casi sin darte cuenta. Eso sí, ¡la idea es que los conviertas en un hábito!

1. Usa tazas medidoras

Muchas veces no somos del todo conscientes de cuánto estamos ingiriendo. Cuando te sirves arroz, por ejemplo, no mides, tan solo llenas tu plato o en ocasiones vuelves a servirte otra porción porque en realidad no estás contando la cantidad consumida.

Ayúdate con tazas medidoras: “hoy solo comeré una taza de arroz o de guiso”. También puede ayudarte a reducir las porciones cuando lo desees y que sepas que realmente estás comiendo menos.

2. Hoy… ¡la mitad!

Cuando se trata de pequeños antojos, por ejemplo, una barra de chocolate, un helado o un pedazo de torta, es mejor que limites la cantidad y comas tan solo la mitad. De esta forma no te sentirás frustrado porque no te estás dando ese gustito, pero tampoco te sentirás culpable.

La otra mitad puedes compartirla con un amigo o guardarla para el día siguiente, cuando tengas otro “antojito”. Esto te ayudará a controlar mucho mejor esos impulsos cuando aparezcan en el peor momento.

3. Juega con niños

¿Tienes hijos o sobrinos muy queridos? ¡Juega con ellos! Dedica una hora de tu tiempo para salir al parque o nadar en la piscina. Puedes perder 250 calorías (o más) y por supuesto que ellos te lo agradecerán.

Lo mejor de todo es que es una muy buena forma de bajar tus niveles de estrés; te convertirás en un niño de nuevo y te dará mucha energía.

4. Deja los últimos tres bocados

Si comienzas a dejar los últimos tres bocados de tu ración normal en el almuerzo o la cena, estarás ingiriendo hasta 250 calorías menos sin tener que sacrificar demasiado.

Además, acostumbrarás a tu organismo a sentirse satisfecho con una menor cantidad de comida. ¡Comienza a hacerlo en tu próxima comida!

5. Toma buenas caminatas

El ejercicio es básico cuando deseamos perder peso, pero muchas veces no encontramos el tiempo (o la voluntad) para asistir a un gimnasio o practicar algún deporte con regularidad. Sin embargo, tan solo haciendo caminatas de 15 minutos a buen paso puedes quemar alrededor de 200 calorías.

Encuentra momentos claves, como después del almuerzo, o al salir del trabajo. Dile a algún compañero que te acompañe y aprovechen para ponerse al día. También vale sacar a pasear a tu mascota.

6. Adiós a la silla

Te sorprenderás pero tan solo manteniéndote durante 90 minutos parada estás quemando alrededor de 260 calorías. No necesariamente tienen que ser durante un tiempo corrido, sino que puedes dividirlo a lo largo de tu día. Si suena tu teléfono, párate, si estás ordenando facturas, párate…

7. Duerme por lo menos 7 horas

Tu rutina puede ser una enemiga para bajar de peso. Varios estudios han demostrado que cuando no duermes lo suficiente (mínimo siete horas diarias), puedes comenzar a consumir más de 300 calorías al día que no necesitas. Así que, tomar un buen descanso es básico no solo para tu mente sino también para tu peso.

8. Una casa resplandeciente

¿Tu casa no necesita una barridita hoy?, ¿los platos se están acumulando? Ya no dejes esas tareas para después. Organizar, limpiar o preparar tu comida durante alrededor de media hora puede hacer que quemes 240 calorías. Y por supuesto, la recompensa será grande: tu casa lucirá muy bien y lista para recibir a invitados.

9. ¡Solo agua!

No tienes idea de cuántas calorías puedes perder con este consejo. Elimina las bebidas gaseosas y los jugos envasados a lo largo del día y por supuesto, las copas de vino del almuerzo, y puedes terminar hasta con 400 calorías menos al final de tu día. Te darás cuenta, además, de que nada como el agua pura para realmente matar la sed.

Consejos útiles y fáciles de cumplir, conviértelos en costumbre, y en unos meses comenzarás a ver los resultados cuando te pruebes ese pantalón que no te queda. ¡Suerte!

Imágenes: telva, andamosarmados, entrepadres, ivillage, msnmujer, transdoc, adictamente, actitudfem, lamordida, nosotras, sobretodosalud

Etiquetas : , , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Irina Melgar

Mi pasión es escribir, el cine y caminar...!