Cómo consumir los principales alimentos depurativos

Nuestro cuerpo siempre está en contacto con toxinas, las que proceden del exterior y las que él mismo produce como consecuencia de los procesos metabólicos. Ante ello, el organismo actúa con sus propios recursos para eliminarlas, sin embargo el paso de los años, el estado se salud y el físico pueden deteriorar esta capacidad de desintoxicación.

Para ayudar a nuestro cuerpo en este proceso, nada mejor que recurrir a los alimentos depurativos. Conoce cuáles son y cómo puedes potenciar sus efectos.

  • Alcachofa.

El depurativo por excelencia. Ligera y “cardiosaludable”, contiene una serie de sustancias que favorecen la eliminación de líquidos. Entre ellas destaca la cinarina, que favorece la eliminación de urea por orina, por lo que ayuda a desintoxicar el organismo. Por otro lado al ser rica en fibra favorece el tránsito intestinal, evitando la acumulación de sustancias de deshecho.

  • Arroz integral.

Aporta energía, fibra y muy poca grasa. Al ser muy bajo en sodio y rico en potasio, favorece la eliminación de toxinas, lo que ayuda a depurar el organismo y a prevenir la retención de líquidos. Entre sus beneficios también podemos añadir que al ser rico en hidratos de carbono y almidón, lo que permite que su energía se asimile de forma gradual.

Para consumirlo, se aconseja combinarlo con legumbres, de esta manera se facilita la asimilación de proteínas. Un plato único de arroz integral con lentejas, garbanzos, alubias, etc., resulta un menú completo, sano y ligero.

  • Calabacín o zucchini.

Ligero, saciante, rico en fibra, agua y potasio, y además muy bajo en sodio. Todo ello convierte al calabacín en uno de los alimentos drenantes más completos y en un ingrediente ideal en dietas para bajar de peso, problemas digestivos, estreñimiento, hipertensión o retención de líquidos.

Una forma sana y fácil de consumir calabacín es en una crema que lleve leche y queso (ambos bajos en grasa). También puedes potenciar su poder depurativo añadiendo cebolla o puerro.

  • Cereza.

Ayuda a reducir el colesterol y los triglicéridos. Además de prevenir el sobrepeso, gracias a su efecto saciante, laxante y diurético. Y por si fuera poco, recientes estudios relacionan su consumo con la reducción de la grasa abdominal.

El consumir cerezas también ayuda a proteger y suavizar la piel, y mejora la microcirculación celular. Aprovecha el verano para comerlas en frescas ensaladas de frutas.

  • Perejil.

Es uno de los vegetales con más hierro y vitamina C, por lo que resulta un excelente restaurador de minerales. No dudes en incluirlo en tu dieta depurativa o de adelgazamiento. Además sus principios activos le otorgan una marcada acción diurética.

Consúmelo no solo en aderezos y ensaladas, también puede preparar con el una infusión. Y si hierves unas hojas de perejil y de apio, el agua resultante te puede ser útil para refrescarte e hidratarte a lo largo del día.

Fuente: Revista Clara Febrero 2010.

Imágenes: ComoPeso, NutricionenCasa, LaRadiodeAnabel, DirectodelCampo, MySalud.

Etiquetas : , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Visítanos en